| by



Alison nació en Port MacQuarie, Australia, y se unió al National Ballet en el 2005. Fue ganadora de la medalla de plata en la competición Genee, ganadora del Prix de Lausanne y de la Emerging Dancer Competition 2014. Ha colaborado con Flawless y continúa siendo artista del English National Ballet.

 

¿A qué edad tomaste tu primera clase de ballet?

Cuando empecé tenía 4 años

 

¿Siempre has querido bailar?

Si, también me gustaba mucho nadar, pero de pequeña mi verdadera pasión era la danza

 

¿Qué te decidió a venir a UK?

Australia está tan aislada que tenía sentido venir a formarme a Londres, donde tendría todas las oportunidades posibles para encontrar trabajo en una compañía de ballet europea.

 

¿Cuál ha sido hasta ahora tu papel favorito?

¡La escena 2 de Giselle! Me encanta la historia de Giselle, especialmente la escena segunda, ¡la manera en que su amor salva a Albrecht de la muerte es tan pura...!

 

¿Cuál es la pieza de danza que más te gusta bailar?

¡La música de Manon y “Romeo y Julieta” están probablemente a la cabeza de la lista! ¡Me encantan las partituras dramáticas!

 

¿Dónde te ves dentro de cinco años?

¡Con suerte seguiré bailando y teniendo tantas oportunidades en el escenario como ahora!  ¡Me encantaría haber interpretado a Julieta, Manon y Giselle para entonces! ¡Siempre queda la esperanza!

 

¿Cuáles dirías han sido tus mayores retos como bailarina?

Tener fuerza mental. ¡Mentalmente es muy difícil! Como siempre hay alguien criticándote cada día para que mejores, puede ser difícil mantenerse fuerte.

 

¡Qué haces cuando no estás bailando?

Me encanta nadar, leer, ver películas… ¡Lo típico! ¡Y descansar!

 

¿Qué consejos darías a una joven aspirante a bailarina?

¡Trabaja duro! Creo que si tienes verdadera pasión y crees en ti mismo puedes hacer todo lo que te propongas

 

¿Cuáles son tus influencias artísticas?

Alina Cojocaru, Tamara Rojo, Justine Summers. También todos mis compañeros y profesores, que me apoyan cada día.

 

¿Cuál crees que es la creencia más equivocada sobre los bailarines de ballet?

¡Que es fácil y que no es un trabajo de verdad! ¡Ha habido tanta gente que pensaba que estaba en la escuela! ¡Es tan frustrante! ¡Ser bailarín es un trabajo muy duro, con largas horas y mucho sudor, a veces sangre y definitivamente lágrimas!

 

¿Si no fueras bailarina, qué estarías haciendo?

Me interesan la medicina holística y la terapia nutricional, de modo que quizás algo en ese campo.